Adidas Supernova Glide 4, escasa duración

 

El octubre de 2012 compré unas Adidas Supernova Glide 4. Había corrido el Medio Maratón de Valencia con unas Nike Air Pegasus +27 y una uña del pie derecho se puso negra (seguramente eran un poco pequeñas para mi pie).

 

Para terminar de preparar el Maratón de Valencia, que se disputaba en Noviembre decidí cambiar de zapatillas. Elegí la Adidas Supernova Glide 4, unas zapatillas de gama media, del catálogo Primavera / Verano 2012 de la marca alemana, diseñadas especialmente para ser utilizadas en entrenamientos regulares a ritmos vivos por corredores de peso medio y pisada neutra, y recomendadas para afrontar pruebas tipo media maratón o incluso maratón, preferentemente, a un ritmo no inferior a los 4:30″/km. Mi peso entonces era de 74 kilos y mido 178 cm.

 

Me gustó especialmente su reducido peso (310 gramos para una talla 42 de hombre),  muy cómodas y con una correcta amortiguación.

 

Los primeros días la cosa se complicó, costó bastante ajustar la zapatilla. Apretar excesivamente los cordones me produjo una molestia en el empeine de los pies. Después varias pruebas para ajustarlos encontré la posición cómoda, y la verdad que he disfrutado de las zapatillas hasta ahora.

 

Desde entonces he completado 800 kilómetros con ellas, entrenando y participando en varias carreras, entre ellas la Maratón de Valencia, en la que las zapatillas se comportaron de maravilla.

Ahora empiezan los problemas, mucho desgaste en las suelas y sobre todo se han roto en la zona de la puntera izquierda, el tejido es poco resistente (las uñas las cuido mucho y nunca las llevo largas). Creo que una zapatilla que cuesta 120 € debería durar más, ¿que os parece, estáis de acuerdo conmigo?

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.