Estreno mundial del nuevo Beetle Cabrio en el Salon Del Automóvil de los Angeles

Pronto soplarán nuevos vientos en el mercado de los vehículos descapotables gracias a la llegada de un nuevo Volkswagen: el Beetle Cabrio. Este vehículo continúa una historia automovilística única, ya que toma el relevo del Beetle Cabrio original (tipo 15), lanzado en 1949, y del New Beetle Cabrio de 2002. Esta tercera generación del Volkswagen curvilíneo con capota ofrece una practicidad sin precedentes y toda la diversión de la conducción descapotada para cuatro personas.

Su inconfundible silueta ha convertido a todas las generaciones del Beetle en vehículos de culto. El hecho de que se produjeran 330.000 unidades del Beetle Cabriolet original entre 1949 y 1980 habla por sí solo. Con la creación de la última versión del Beetle Cabrio, Volkswagen ha reinterpretado el diseño atemporal de tiempos pasados y le ha dado a la silueta un aspecto más deportivo y dinámico. La combinación de una línea de techo más plana y un parabrisas más vertical da al vehículo una silueta que recuerda a la del legendario Beetle Cabriolet original.

El nuevo modelo también incorpora criterios de diseño de la gama más actual de Volkswagen: la toma de aire bajo el parachoques, el contorno liso del borde inferior de la capota y especialmente los faros traseros muestran los estrechos lazos familiares. En el nuevo Beetle Cabrio, Volkswagen une la tecnología innovadora de la marca y los más altos estándares de calidad, con el legado emocional del ‘antecesor’ del modelo. Al igual que en el icono nostálgico, los faros delanteros mantienen su clásica forma redondeada.

Otro elemento que contribuye al encanto especial del nuevo Beetle Cabrio es la capota tradicional. Cuando se abre, queda plegada de forma muy plana, lo que permite tener una buena visión trasera. Pese a su construcción compacta, el techo tiene una forma muy ancha y alargada, y se abre y cierra de forma totalmente automática (en todos los modelos) en unos diez segundos y hasta una velocidad de conducción de 48 km/h.

El Beetle Cabrio incluye de serie una cubierta para la capota. El borde cromado acentúa la separación entre la carrocería y la capota. Como ocurre en el Beetle Coupe, el salpicadero, el cuadro de mandos o la guantera adicional, tienen un diseño exclusivo único para este modelo.

Con su interior de diseño espacioso y confortable, el Beetle Cabrio es un completo vehículo de cuatro plazas. El maletero con más de 225 litros de capacidad incluye un banco trasero abatible partido de forma simétrica que permite transportar objetos más grandes, incluso cuando el techo está cerrado.

Para ofrecer más seguridad en caso de accidente, Volkswagen ha desarrollado un sistema activo de protección antivuelco. Consiste en dos módulos extensibles instalados dentro del vehículo de forma integrada tras el respaldo del banco de asientos trasero. Si el vehículo va a volcar, los dos módulos antivuelco se activan a través de la unidad central de despliegue de los airbags. Junto con los pilares A fijos, suministran una protección efectiva para los ocupantes de los cuatro asientos en cuestión de milisegundos. Otro elemento extra de seguridad son los airbags frontales para cabeza y tórax, que son de serie.

El nuevo Beetle Cabrio estará disponible con siete opciones de motor. La versión de entrada es un 1.2 TSI de 105 CV (77 kW) altamente eficiente. Los otros motores de gasolina son el dinámico 1.4 TSI y la versión 2.0, que entregan 160 y 200 CV (118 y 147 kW), respectivamente. En el apartado diesel, Volkswagen ofrece el 1.6 TDI de 105 CV (77 kW) y el 2.0 TDI, que entrega 140 CV (103 kW).

En Alemania, el nuevo Beetle Cabrio se puede pedir a partir de noviembre, con precios que parten de los 21.350 euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.