Nuevo CLS Shooting Brake. Diseño deportivo con cinco plazas


El nuevo CLS Shooting Brake es un dechado de creatividad que afianza el liderazgo de la marca Mercedes-Benz en el campo del diseño. Desde el punto de vista de sus proporciones, el nuevo CLS es innegablemente un coupé. Al mismo tiempo, sus cinco puertas y una línea de techo continua hasta la zaga abren posibilidades inéditas. El nuevo modelo perfecciona de manera innovadora el concepto de coupé de cuatro puertas introducido con gran éxito en 2004 con el primer CLS y que, desde entonces, ha sido emulado por numerosos fabricantes. El resultado es independencia automovilística en su expresión más hermosa.

Las proporciones del CLS Shooting Brake resultan sorprendentes —aunque sigue siendo claramente un coupé— y sugieren la actitud de un animal agazapado listo para saltar: un capó alargado, una línea estrecha de las ventanillas laterales sin marco y un techo dinámico inclinado hacia atrás que se prolonga hasta la zaga. Tras una observación más pausada se descubre que el Shooting Brake tiene cinco puertas y una dosis extra de funcionalidad.

Esencialmente se trata de una forma sin parangón de deportivo de cinco plazas con un amplio portón trasero. Constituye una oferta especial para hombres y mujeres que se apartan de la norma y que quieren viajar con estilo sin prescindir de la deportividad ni de un maletero amplio. El Shooting Brake es la nueva sensación en la gama de vehículos de lujo innovadores de Mercedes-Benz y podría convertirse, al igual que el CLS Coupé, en un arquetipo que dé lugar a un nuevo segmento en el mercado.

Propulsión: motores potentes y eficientes

El CLS Shooting Brake se ofrece con cinco motorizaciones: dos grupos diésel y tres de gasolina. Todos los motores se combinan de serie con el cambio automático de siete velocidades y disponen de función de parada y arranque ECO. La gama incluye además dos modelos con tracción integral: el CLS 350 CDI 4MATIC BlueEFFICIENCY y el CLS 500 4MATIC BlueEFFICIENCY.

El modelo básico es el CLS 250 CDI BlueEFFICIENCY con 150 kW (204 CV).
Su consumo mixto, 5,3 litros de diésel a los 100 km, es excelente para esta categoría de potencia y equivale a emisiones de CO2 de 139 gramos por kilómetro. Por encima se encuentran los dos modelos de seis cilindros: el CLS 350 CDI BlueEFFICIENCY con 195 kW (265 CV) y el CLS 350 BlueEFFICIENCY con 225 kW (306 CV) así como el CLS 500 BlueEFFICIENCY con motor V8 biturbo y 300 kW (408 CV).

El dinámico modelo tope de gama de la serie del Shooting Brake es el CLS 63 AMG Shooting Brake con motor V8 biturbo AMG de 386 kW (525 CV) de potencia y 700 Nm de par motor así como el cambio deportivo de 7 velocidades SPEEDSHIFT MCT AMG. En la «Edition 1», estos valores ascienden a 410 kW (557 CV) y 800 Nm.

La combinación del tren de rodaje deportivo AMG RIDE CONTROL con regulación electrónica de la amortiguación, dirección paramétrica deportiva AMG con accionamiento electromecánico y el equipo de frenos cerámicos de alto rendimiento AMG con discos de material compuesto (opcional) es sinónimo de máximo dinamismo. A nivel estético, el CLS 63 AMG convence con su presencia atlética y su particular diseño exterior e interior.

Resumen de la oferta de motores del Shooting Brake (datos entre paréntesis para las versiones 4MATIC, datos entre corchetes para el CLS 63 AMG «Edition 1»):

Modelo CLS 250 CDI CLS 350 CDI CLS 350 CLS 500 CLS 63 AMG
Disposición/
número de cilindros
4 en línea V6 V6 V8 V8
Cilindrada [cm3] 2.143 2.987 3.498 4.633 5.461
Potencia nominal [kW/CV] a [rpm] 150/204 3.800 195/265 3.800 225/306 6.500 300/408 5.000 386/525
[410/557]
5.250 – 5.750
Par motor máximo [Nm] a [rpm] 500
1.600–1.800
620
1.600–2.400
370
3.500–5.250
600
1.600 – 4.750
700
1.750 – 5.250
[800 a 2.000 – 4.500]
Consumo mixto [l/100 km] 5,3 6,0 (6,6) 7,3 9,2 (9,8) 10,1
Emisiones de CO2, ciclo mixto [g/km] 139 159 (174) 169 214 (229) 235
Aceleración
0-100 km/h
[s] 7,8 6,6 (6,7) 6,7 5,3 4,4
[4,3]
Velocidad máxima [km/h] 235 250 250 250 250

También contribuye a aumentar la eficiencia la dirección directa electromecánica incorporada de serie. Con ella se consigue un avance radical en la relación entre el conductor, el vehículo y la calzada. Por primera vez, los ingenieros tienen la posibilidad de elegir libremente y programar muchos parámetros que influyen en las percepciones al volante. Por tanto, definen la sensación de conducción Mercedes-Benz. Además del ahorro de combustible, con la implementación de esta medida mejoran notablemente la maniobrabilidad y la agilidad del vehículo. La dirección directa electromecánica ha hecho posible además implementar la ayuda activa para aparcar. El CLS Shooting Brake no sólo encuentra huecos de aparcamiento, sino que puede aparcar por sí mismo el vehículo.

El nuevo CLS Shooting Brake es un dechado de creatividad que afianza el liderazgo de la marca Mercedes-Benz en el campo del diseño. Desde el punto de vista de sus proporciones, el nuevo CLS es innegablemente un coupé. Al mismo tiempo, sus cinco puertas y una línea de techo continua hasta la zaga abren posibilidades inéditas. El nuevo modelo perfecciona de manera innovadora el concepto de coupé de cuatro puertas introducido con gran éxito en 2004 con el primer CLS y que, desde entonces, ha sido emulado por numerosos fabricantes. El resultado es independencia automovilística en su expresión más hermosa.

Las proporciones del CLS Shooting Brake resultan sorprendentes —aunque sigue siendo claramente un coupé— y sugieren la actitud de un animal agazapado listo para saltar: un capó alargado, una línea estrecha de las ventanillas laterales sin marco y un techo dinámico inclinado hacia atrás que se prolonga hasta la zaga. Tras una observación más pausada se descubre que el Shooting Brake tiene cinco puertas y una dosis extra de funcionalidad.

Esencialmente se trata de una forma sin parangón de deportivo de cinco plazas con un amplio portón trasero. Constituye una oferta especial para hombres y mujeres que se apartan de la norma y que quieren viajar con estilo sin prescindir de la deportividad ni de un maletero amplio. El Shooting Brake es la nueva sensación en la gama de vehículos de lujo innovadores de Mercedes-Benz y podría convertirse, al igual que el CLS Coupé, en un arquetipo que dé lugar a un nuevo segmento en el mercado.

Propulsión: motores potentes y eficientes

El CLS Shooting Brake se ofrece con cinco motorizaciones: dos grupos diésel y tres de gasolina. Todos los motores se combinan de serie con el cambio automático de siete velocidades y disponen de función de parada y arranque ECO. La gama incluye además dos modelos con tracción integral: el CLS 350 CDI 4MATIC BlueEFFICIENCY y el CLS 500 4MATIC BlueEFFICIENCY.

El modelo básico es el CLS 250 CDI BlueEFFICIENCY con 150 kW (204 CV).
Su consumo mixto, 5,3 litros de diésel a los 100 km, es excelente para esta categoría de potencia y equivale a emisiones de CO2 de 139 gramos por kilómetro. Por encima se encuentran los dos modelos de seis cilindros: el CLS 350 CDI BlueEFFICIENCY con 195 kW (265 CV) y el CLS 350 BlueEFFICIENCY con 225 kW (306 CV) así como el CLS 500 BlueEFFICIENCY con motor V8 biturbo y 300 kW (408 CV).

El dinámico modelo tope de gama de la serie del Shooting Brake es el CLS 63 AMG Shooting Brake con motor V8 biturbo AMG de 386 kW (525 CV) de potencia y 700 Nm de par motor así como el cambio deportivo de 7 velocidades SPEEDSHIFT MCT AMG. En la «Edition 1», estos valores ascienden a 410 kW (557 CV) y 800 Nm.

La combinación del tren de rodaje deportivo AMG RIDE CONTROL con regulación electrónica de la amortiguación, dirección paramétrica deportiva AMG con accionamiento electromecánico y el equipo de frenos cerámicos de alto rendimiento AMG con discos de material compuesto (opcional) es sinónimo de máximo dinamismo. A nivel estético, el CLS 63 AMG convence con su presencia atlética y su particular diseño exterior e interior.

Resumen de la oferta de motores del Shooting Brake (datos entre paréntesis para las versiones 4MATIC, datos entre corchetes para el CLS 63 AMG «Edition 1»):

Modelo CLS 250 CDI CLS 350 CDI CLS 350 CLS 500 CLS 63 AMG
Disposición/
número de cilindros
4 en línea V6 V6 V8 V8
Cilindrada [cm3] 2.143 2.987 3.498 4.633 5.461
Potencia nominal [kW/CV] a [rpm] 150/204 3.800 195/265 3.800 225/306 6.500 300/408 5.000 386/525
[410/557]
5.250 – 5.750
Par motor máximo [Nm] a [rpm] 500
1.600–1.800
620
1.600–2.400
370
3.500–5.250
600
1.600 – 4.750
700
1.750 – 5.250
[800 a 2.000 – 4.500]
Consumo mixto [l/100 km] 5,3 6,0 (6,6) 7,3 9,2 (9,8) 10,1
Emisiones de CO2, ciclo mixto [g/km] 139 159 (174) 169 214 (229) 235
Aceleración
0-100 km/h
[s] 7,8 6,6 (6,7) 6,7 5,3 4,4
[4,3]
Velocidad máxima [km/h] 235 250 250 250 250

También contribuye a aumentar la eficiencia la dirección directa electromecánica incorporada de serie. Con ella se consigue un avance radical en la relación entre el conductor, el vehículo y la calzada. Por primera vez, los ingenieros tienen la posibilidad de elegir libremente y programar muchos parámetros que influyen en las percepciones al volante. Por tanto, definen la sensación de conducción Mercedes-Benz. Además del ahorro de combustible, con la implementación de esta medida mejoran notablemente la maniobrabilidad y la agilidad del vehículo. La dirección directa electromecánica ha hecho posible además implementar la ayuda activa para aparcar. El CLS Shooting Brake no sólo encuentra huecos de aparcamiento, sino que puede aparcar por sí mismo el vehículo.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.