El Audi S8 se presentará al mundo en el Salón del Automóvil de Frankfurt 2011


Audi presentará por primera vez su nuevo Audi S8 en el Salón del Automóvil de Frankfurt 2011 (IAA). Estos modelos se caracterizan por combinar la potencia con un bajo consumo de combustible. La estrategia de motores downsizing de la marca de los cuatro aros ha reducido el consumo de combustible del S6 más de un 25%, al tiempo que ofrece una conducción más deportiva.

El Audi S8, que llegará al mercado en la primavera de 2012, es el nuevo cabeza de familia de modelos S de Audi: una gran berlina de lujo de insuperable potencia. El nuevo 4.0 TFSI que monta rinde nada menos que 520 CV (382 KW); entre las 1.700 y las 5.500 rpm genera en el cigüeñal un par motor constante de 650 Nm. Las prestaciones son impactantes: la aceleración de 0 a 100 km/h la realiza en sólo 4,2 segundos, y la velocidad se limita electrónicamente al alcanzar los 250 km/h.

Más sorprendente resulta aún el consumo con el que este biturbo V8 de sonido armonioso y marcha refinada se conforma: 10,2 litros de media a los 100 km, mucho menos que los modelos de la competencia. El motor V10 atmosférico de 5,2 litros del modelo anterior aún presentaba un consumo medio de 13,2 litros a los 100 km. El ahorro es por consiguiente de casi el 23%, a pesar de que la potencia se ha incrementado en 70 CV (51 KW).

Tras el excelente valor del nuevo Audi S8 se esconden las tecnologías del programa de eficiencia modular de Audi, entre ellas el sistema de recuperación de energía y el sistema de arranque y parada. La tecnología cylinder on demand, de nuevo desarrollo, desempeña en este ámbito un papel especialmente importante.

En régimen de carga parcial desconecta cuatro de los ocho cilindros; un plus de eficiencia que se hace notar sobre todo al circular por autopista a velocidad moderada. Un paquete acústico formado por eficientes medidas suprime las posibles frecuencias y vibraciones no deseadas; entre estas medidas se encuentra también el sistema de cancelación activa del ruido (ANC por sus siglas en inglés).

El tiptronic de ocho relaciones del S8 también aúna deportividad y eficiencia. Siempre que le resulta posible utiliza marchas altas a bajas revoluciones, aunque realiza el cambio de marcha con gran rapidez y de modo muy confortable siempre que el conductor lo desea. Envía las fuerzas del motor al sistema de tracción quattro, que combina un diferencial central autoblocante con el diferencial deportivo en el eje trasero. Al practicar una conducción dinámica, la mayor parte de las fuerzas fluye hasta la rueda ubicada en el exterior de la curva, lo que formalmente empuja a la gran berlina hacia el interior de la misma.

Tren de rodaje

En cuanto al tren de rodaje, el nuevo Audi S8 también domina todos los registros. Uno de sus equipamientos de serie es la adaptive air suspension, especialmente ajustada para este modelo. La suspensión neumática con amortiguación variable, capaz de regular la altura de la carrocería en tres niveles, aporta a la experiencia de conducción una gran variedad de matices. Combina a la perfección con la dirección dinámica, también perteneciente al equipamiento de serie, que adapta su relación de transmisión y su servoasistencia a la velocidad. Al alcanzar el límite de estabilidad en curva, la dirección dinámica estabiliza el comportamiento de marcha con pequeñas intervenciones casi imperceptibles en la dirección.

El sistema de conducción dinámica Audi drive select integra en su gestión a estos dos sistemas, así como a la gestión del motor, al tiptronic de ocho relaciones y al diferencial deportivo. El conductor puede determinar el modo en que estos componentes deben funcionar, para lo que dispone de los modos comfort, auto, dynamic, individual y efficiency.

Las ruedas de serie de diseño específico S presentan un formato de 9 J x 20 y montan neumáticos de tamaño 265/40. Opcionalmente Audi ofrece otros cinco modelos de rueda, de hasta 21 pulgadas de diagonal. Los cuatro discos de freno autoventilados tienen un diámetro de 400 mm delante y de 365 mm detrás. Las pinzas delanteras de color negro mate incorporan la inscripción S8. De manera alternativa Audi monta discos de cerámica reforzados con fibra de carbono, cada uno de los cuales ahorra 5 kg de peso; las pinzas de freno son en este caso de color gris antracita. El sistema de estabilización ESP dispone de un modo deportivo con el que la potencia del motor se puede determinar exclusivamente a través de la posición del acelerador.

Carrocería y diseño

Un triunfo decisivo del S8 es su reducido peso de 1.975 kg. La carrocería de la berlina de lujo se fabrica casi por completo en aluminio según la tecnología Audi Space Frame (ASF); sólo los montantes B están hechos de acero de máxima resistencia. La estructura apenas pesa 231 kg; una construcción de acero convencional sería unos 100 kg más pesada. Gracias a la tecnología de construcción ultraligera de Audi se ha conseguido reducir el peso también en otros ámbitos técnicos, como por ejemplo el tren de rodaje.

Los delicados detalles de su diseño corroboran la posición destacada que el S8 de 5,15 m de longitud ocupa en la gama de modelos de Audi. La parrilla Singleframe, que se mantiene en gris platino, incorpora ocho barras dobles cromadas. Una hoja en diseño de aluminio hace que el paragolpes parezca más afilado, mientras que las entradas de aire laterales incorporan láminas en negro brillante y nervaduras en diseño de aluminio.

En los laterales llaman la atención las molduras de las taloneras en el color de la carrocería, las manillas de las puertas con molduras de aluminio y las carcasas de los retrovisores en diseño de aluminio pulido. El embellecedor del difusor en la zaga integra una hoja en diseño de aluminio de dos capas con piezas contrastadas en color gris platino. El sistema de escape desemboca en dos tubos dobles ovalados que se mantienen en diseño cromado.

En el frontal, en la zaga y en los laterales encontramos inscripciones S8 o V8 T. En la paleta de colores, que incluye 13 tonos, las pinturas Gris Daytona y Plata prisma se reservan para el S8.

Habitáculo
El interior cautiva por el carácter artesanal de la calidad de acabado y por pequeños pero llamativos detalles. Los asientos de confort, con una regulación eléctrica de múltiples posiciones, se han diseñado en exclusiva para el S8. Opcionalmente pueden solicitarse con tapicerías exclusivas en color plata luna y acolchado rombal; las costuras y los ribetes contrastan en color gris acero. Las inserciones decorativas de la parte superior del tablero de instrumentos y la palanca de selección del tiptronic presentan el material carbono Atlas.

El volante multifuncional deportivo de cuero presenta las costuras en color contrastado e incorpora un emblema S8, al igual que los instrumentos. Como ya es habitual en los modelos S, tienen esferas de color gris con los indicadores en color blanco. El mismo diseño se encuentra también en el clásico reloj analógico. También llaman especialmente la atención las molduras de acceso iluminadas con inscripción S8. El display del sistema de información al conductor y el monitor del MMI dan la bienvenida al conductor con pantallas S8 especiales. Las levas de cambio y los pedales se mantienen en diseño de aluminio; un anillo rojo decora el botón de arranque y parada.

En cuanto a los colores para el interior, las inserciones decorativas y los tapizados, el S8 presume de una amplia oferta. Destacan de manera particular el cuero Valcona, especialmente suave, y los asientos con función de ventilación y masaje. El paquete de cuero, un cambiador de DVD, la llave de confort con desbloqueo del maletero gestionado por sensor y el paquete de iluminación ambiental completan el equipamiento interior de serie. Además, el Audi S8 monta los innovadores faros LED y acristalamiento doble.

Equipamiento

Además del amplio equipamiento de serie, Audi ofrece en el nuevo S8 todos los opcionales de alta tecnología que hay en esta serie. Especialmente innovadores son los sistemas de asistencia al conductor, que trabajan en estrecha interconexión entre sí y con el sistema de navegación.

Su piedra angular es el adaptive cruise control con función Stop & Go, al que se suma el Audi side assist, el Audi lane assist, el indicador del límite de velocidad y el asistente de visión nocturna con función de marcado de los peatones detectados.

El sistema de seguridad Audi pre sense, disponible en distintas versiones, complementa estas tecnologías. Una nueva función que recomienda tomar un descanso detecta a partir de los movimientos del volante y de otros parámetros cuándo el conductor está cansado, y le advierte al respecto.

Nuevo en la familia A8 es el sistema Audi parking system con cámara de entorno. Cuatro pequeñas cámaras captan imágenes de las inmediaciones de la berlina y un ordenador las combina y reproduce. El conductor puede ver en el monitor del MMI diferentes perspectivas, entre ellas una vista virtual desde arriba. Este sistema incrementa la seguridad al maniobrar y en salidas con poca visibilidad, ya que en estos casos proporciona perspectivas especiales que permiten ver el tráfico que circula en sentido transversal.

En el ámbito de los sistemas de infotainment, el MMI navigation plus incluido en el equipamiento de serie representa los últimos avances tecnológicos; incorpora el revolucionario sistema de introducción de datos MMI touch, un disco duro de gran capacidad y un monitor de 8 pulgadas de alta resolución. Este sistema de alta tecnología colabora con el teléfono de automóvil Bluetooth online, también equipado de serie, para utilizar servicios especiales de Internet en el vehículo y conectar dispositivos portátiles a través de un punto de acceso inalámbrico WLAN. El Bang & Olufsen advanced sound system con su amplificador de 1.400 vatios y sus 19 altavoces impresiona por su excelente sonido.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.