Audi A8 hybrid con mecánica de cuatro cilindros gasolina, potente motor eléctrico y batería de iones de litio

Audi va a comenzar en 2012 con la producción en serie del A8 hybrid, con la potencia de un modelo seis cilindros y el consumo de combustible de una versión de cuatro cilindros. Su motor de gasolina -un 2.0 TFSI- y un motor eléctrico desarrollan conjuntamente una potencia máxima de 245 CV (180 kW) y 480 Nm de par. El promedio de consumo de combustible está por debajo de los 6,4 litros cada 100 kilómetros. Esta berlina puede viajar a velocidades superiores a los 100 km/h únicamente movida con potencia eléctrica, y recorrer alrededor de unos tres kilómetros a una velocidad constante de 60 km/h sin producir ningún tipo de emisiones contaminantes.

El buque insignia de Audi ha sido diseñado como un altamente eficiente modelo híbrido en paralelo. El 2.0 TFSI -que ha sido modificado en algunos aspectos- genera una potencia de salida de 211 CV (155 kW) y 350 Nm (35,7 mkg) de par máximo, el cual está disponible entre las 1.500 y las 4.200 rpm. El motor de combustión trabaja conjuntamente con un motor eléctrico en forma de disco, el cual desarrolla 54 CV (40 kW) de potencia y 210 Nm (21,4 mkg) de par máximo.

El motor síncrono de imanes permanentes está montado en el espacio habitualmente ocupado por el convertidor de par, enfrente de la modificada caja de cambios tiptronic de ocho velocidades. Un embrague multidisco, que trabaja inmerso en baño de aceite, conecta o desconecta el motor eléctrico del motor TFSI. El embrague actúa de forma ultraprecisa y suavemente en todas las situaciones. El altamente confortable y rápido sistema de cambio de la transmisión híbrida, dirige el par a las ruedas delanteras; sus largos desarrollos contribuyen a la eficiencia del Audi A8 hybrid.

El sistema limita de salida la potencia a 245 CV (180 kW) y el par del sistema a 480 Nm (48,9 mkg) garantizando unas ágiles prestaciones. El Audi A8 hybrid alcanza los 100 km/h en 7,7 segundos saliendo desde parado y tiene una velocidad máxima de 235 km/h. Su consumo de combustible en el ciclo EU es menor a 6,4 litros cada 100 km, y las emisiones de CO2 están por debajo de los 148 gramos por kilómetro. Aunque conviene destacar que estos datos son todavía provisionales.

El Audi A8 hybrid puede circular a más de 100 kilómetros por hora exclusivamente movido por la potencia eléctrica y puede recorrer más de 3 kilómetros a una velocidad constante de 60 km/h. Esto permite al conductor elegir entre tres modos diferentes de conducción. El mapa de gestión del motor característico del modo EV da prioridad a la unidad eléctrica, mientras que el modo D controla eficazmente tanto el motor como el motor eléctrico. El modo S y el mando tiptronic están diseñados para permitir un estilo de conducción deportiva. La berlina híbrida ofrece cinco posibles formas de funcionamiento: únicamente con el motor TFSI, sólo con el motor eléctrico o en modo híbrido; recuperaciones e impulsos también son posibles. Dos pantallas muestran al conductor todos los modos de funcionamiento en detalle.

La batería de iones de litio, cuyo peso es de 36,7 kilogramos, está situada en un área a prueba de impactos en el maletero. Proporciona 1,3 kWh de energía nominal y más de 40 kW (52 CV) de potencia. Para refrigerar la batería se emplean dos métodos diferentes, dependiendo de las necesidades: con flujos de aire procedentes del habitáculo de los pasajeros producidos por un ventilador y a través de un circuito de refrigeración independiente, también conectado al sistema automático de aire acondicionado. La batería debe mantenerse en todo momento dentro del espectro de temperaturas requerido para mantener sus prestaciones y ofrecer todo su potencial siempre dentro del más amplio rango posible. El motor eléctrico y los compactos componentes electrónicos que sirven para controlar las transmisiones de potencia entre el motor eléctrico y la batería están refrigerados por agua.

En términos visuales, el Audi A8 hybrid se distingue por sutiles detalles. Los diez radios de sus llantas de aleación -que se ofrecen de serie en un diámetro de 18 pulgadas y de 19¿, en opción- son una reminiscencia del diseño de las palas de las turbinas. La carrocería cuenta con las características insignias con la leyenda hybrid, y cuenta con un acabado de pintura exclusivo Artic Silver. El acabado en pintura metalizada, el sistema de aire acondicionado automático de tres zonas, los faros con luces de tecnología LED y el equipo de sonido Bose son parte del equipamiento de serie del modelo.

Gracias a la experiencia de la marca en la construcción ultraligera, el Audi A8 hybrid será una de las berlinas más ligeras de su categoría. La estructura ASF (Audi Space Frame) de su carrocería está enteramente elaborada en aluminio, mientras que los pilares B están conformados en caliente con aceros ultraligeros de muy elevada resistencia. Pesando justo 231 kilogramos, es alrededor de un 40 por ciento más ligera que una construcción de acero comparable.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.