El Audi R18 TDI, con innovadoras soluciones de diseño, listo para las 24 Horas de Le Mans

La experiencia en diseño de construcción ligera expresada visualmente. Este es el principio bajo el cual Audi participará en las famosas 24 Horas de Le Mans este año. Los tres Audi R18 TDI que se unirán en la parrilla para disputar la clásica francesa de resistencia, los días 11 y 12 de junio, han hecho su primera aparición esta Semana Santa en el día de pruebas de Le Mans, mostrando perfectamente -incluso de forma visual – la experiencia de Audi en la tecnología de construcción ligera.

La imagen de los tres Audi R18 TDI del Audi Sport Team Joest Audi R18 TDI está dominada por pura fibra de carbono. El coche de los ganadores en Le Mans el pasado año con el “1” lleva incluso el negro característico de este material, extremadamente ligero y al mismo tiempo resistente, que también juega una papel cada vez más importante en el desarrollo de los coches de serie.

“La fibra de carbono es ideal para el diseño de construcción ligera,” explica el Director de Audi Motorsport Dr. Wolfgang Ullrich. “Hemos hecho deliberadamente que este material y la tecnología Ultra de construcción ligera fueran visibles en Le Mans. El diseño ligero nos ha tenido ocupados muchos años en competición. Todo lo que hemos aprendido a lo largo de los años en diseño y construcción ligera y durante el desarrollo del R18 TDI también estará disponible para nuestros clientes en el futuro – tanto en forma de mayores prestaciones como en reducción de consumos y emisiones”.

El R18 TDI es un auténtico embajador de la tecnología de construcción ligera de la compañía que en el futuro se denominará con el término Ultra. “El diseño ligero es un factor muy importante en Le Mans porque un coche ligero también es un coche más eficiente”, asegura el Dr. Wolfgang Ullrich. Este año, tiene incluso una mayor importancia desde que el reglamento estipula motores más pequeños que generan menos potencia para el Audi R18 TDI esto significa alrededor de los 540CV.

A pesar de que en Le Mans hay un peso mínimo de 900 kilos para los coches de la categoría LMP1, el objetivo es producir un coche que pese significantemente menos de este límite para optimizar la distribución del peso con la ayuda de lastre y bajar el centro de gravedad lo más posible.

“Con el R18 TDI cada componente se ha optimizado de forma lógica atendiendo al peso”, enfatiza Martin Mühlmeier, Director de Tecnología en Audi Sport. “Esto afecta del mismo modo al chasis y la carrocería que a la caja de cambios y el motor. Hemos quitado del coche cada gramo superfluo”.

El monocasco de carbono producido de una única pieza, para cuya aplicación se ha desarrollado un complejo proceso de manufactura y que supone una impresionante muestra de la competencia de la compañía en el diseño de construcción ligera, no es sólo revolucionaria para un deportivo de Le Mans. Así se demuestra en el trabajado de la carrocería, que se ha aligerado 40 kilogramos entre la primera y la segunda versión. “Este diseño ligero ha supuesto un altísimo desafío tecnológico”, asegura Christopher Reinke, Jefe del Proyecto Técnico en Audi Sport.

El motor V6 TDI del R18 TDI es aproximadamente un 25 por ciento más ligero que la mecánica V10 TDI de su predecesor. “Por un lado, a través del downsizing, pero también porque hemos explorado direcciones completamente nuevas y elegido un concepto de motor inusual”, explica Ulrich Baretzky, Jefe de Desarrollo de Motores en Audi Sport. La nueva caja de cambios de seis marchas, que tiene un alto componente de materiales en fibra de carbono, y las luces completamente de LED también han contribuido a salvar peso. Igualmente ha sido posible omitir la refrigeración eléctrica de los diodos que emiten la luz en los faros que se encuentra normalmente en los coches de serie. Dado que el cambio de marchas ya no se activa reumáticamente sino de manera eléctrica, el R18 TDI ya no requiere del sistema neumático. El flujo de aire optimizado a través del cockpit debe de hacer que el aire acondicionado no se a necesario.

“El Audi R18 TDI está equipado con numerosas soluciones innovadoras”, afirma orgulloso el Director de Audi Motorsport, Dr. Wolfgang Ullrich. “Se ha construido expresamente para las regulaciones que apuntan las nuevas tecnologías y con la intención de que estas tecnologías se introduzcan en los coches de carreras del futuro. Esto es lo que hace que los sport prototipos sean interesantes para Audi. Lo que veremos del primer impacto de la tecnología de construcción ligera Ultra de Audi en Le Mans demuestra justo como motorsport y el desarrollo de la línea de producción van de la mano en Audi. Estoy convencido que en pocos años Ultra será mencionado con la misma fuerza que términos como quattro y TDI”.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.